Una amenaza viral desde Asia alerta a la comunidad científica ante la posibilidad de generar otra pandemia: el virus Nipah.

Fuente: Muy Interesante México

Hacia finales de 2019, Wuhan vio nacer al virus que le daría la vuelta al mundo. A raíz de la contingencia sanitaria global por coronavirus, todos los países han adoptado medidas estrictas para mitigar la dispersión de la enfermedad y a pesar de los esfuerzos, diversos sistemas de salud públicos han colapsado. A poco más de un año de iniciada la pandemia, una nueva amenaza se asoma desde Asia: el virus Nipah.

En 1998 se detectó esta nueva enfermedad de procedencia animal —muy posiblemente, también de murciélagos asiáticos— que afecta algunas partes del cerebro humano y posee un alto índice de mortalidad. Los epidemiólogos insisten en seguir con especial atención al virus Nipah.

¿Qué es el virus Nipah?

La infección por el virus Nipah (VNi) es una enfermedad de origen animal que puede transmitirse a seres humanos. Es un virus tropical que causa cuadros graves, procedente de los murciélagos fruteros de la familia Pteropodidae.

El virus Nipah se detectó en Malasia por primera vez hace 23 años. El huésped intermediario entre el virus y los seres humanos, en aquella ocasión, fue un cerdo. Sin embargo, a raíz de este contagio otros brotes se dieron sin animales de por medio. En 2004, Bangladesh vio un fenómeno similar, con personas afectadas tras consumir savia de palma datilera contaminada por murciélagos enfermos.

A pesar de que es común la transmisión de animales a personas, también se han detectado infecciones en entornos hospitalarios de la India. Se sabe que el periodo de incubación es de 4 a 20 días, en los que los pacientes pueden o no mostrar una serie de síntomas específicos.

Encephalitis caused by Nipah viruses, computer illustration. Nipah virus is zoonotic (transmitted to humans from animals) and was first found in Malaysia and Singapore in people who had close contact with pigs. It was initially isolated in 1999 upon examining samples from an outbreak of encephalitis and respiratory illness among adult men in those two countries.

¿Cuáles son sus síntomas?

Una vez que se contrae la enfermedad, las manifestaciones van desde un síndrome respiratorio agudo hasta una encefalitis que puede llevar al paciente a la muerte en cuestión de días. La tasa de letalidad de la enfermedad varía entre un 40 y 70 %, dependiendo de si se observan malestares encefálicos graves.

Además de fiebres severas y dolores de cabeza, estos son algunos de los síntomas que se han registrado relacionados al virus Nipah:

  • Mialgia
  • Dolor de garganta
  • Náuseas fuertes y vómitos
  • Sensaciones de vértigo y desorientación
  • Dificultades para respirar
  • Convulsiones y coma, en los casos más graves

Al día de hoy, esta enfermedad no tiene cura: no existe una vacuna que proteja al sistema inmunológico humano ni animal. Además de esto, puede que el paciente ni siquiera presente síntomas. Incluso después de meses de recuperación, se han documentado recaídas y secuelas neurológicas en cerca del 20 % de los supervivientes.

Los casos son menos esperanzadores para quienes padecen algún tipo de enfermedad crónica, como diabetes o hipertensión. De la misma manera, las personas de edad avanzada son población de riesgo, y son más propensos a presentar, tras recuperarse, cambios en la personalidad importantes. Hoy en día, el pronóstico no es favorable para quien contraiga el virus Nipah.